21 may. 2012

Crema fría de guisantes con queso cremoso

Se acaba la temporada de guisantes, y quiero aprovechar para poner esta receta en la que esta legumbre es la protagonista principal y no la actriz secundaria o de reparto. Es un plato muy sencillo pero a la vez muy intenso,  además de muy refrescante para estos días de calor que hemos tenido y para los que se avecinan.


Los ingredientes para preparar esta crema fría de guisantes para dos personas son:
  • 350 gr de guisantes
  • Agua 
  • Sal 
  • Pimienta
  • Aceite de oliva
  • Queso cremoso para acompañar (al gusto)

Desgranamos los guisantes y los lavamos bajo el chorro de agua en un escurridor. Ponemos a hervir en un cazo con abundante agua y sal durante unos 5 minutos. Una vez cocidos, los volvemos a escurrir y los enfriamos con agua.

Ponemos los guisantes en un recipiente hondo, mejor si es el vasito de la batidora, añadimos medio vaso de agua, y trituramos. Si vemos que ha quedado muy espeso, podemos añadir más agua hasta que adquiera la consistencia que nos guste.

Pasamos el puré por un chino para quitar las pieles del guisante.

Condimentamos con sal y pimienta al gusto y reservamos en la nevera hasta que enfríe.

Cuando vayamos a servirlo, le ponemos una cucharada de queso cremoso  y un chorrito de aceite de oliva. 

Este plato está mucho mejor si utilizamos guisantes frescos, pero también se pueden utilizar congelados y de bote, cuando no sea época, además si utilizamos queso bajo en grasas, esta crema puede ser una opción ligera en nuestras tan tediosas dietas para adelgazar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario